Una de las novedades del segundo semestre en La Barraca ha sido el taller de huerto urbano, cuya principal meta es acercar a la comunidad a la agricultura de manera simple y amigable. El ritmo agitado de la vida cotidiana, especialmente en la capital, muchas veces nos impide tener tiempo y energías para conectarnos con nuestras costumbres y tradiciones. Es por eso que esta nueva propuesta del centro cultural busca potenciar una relación con la naturaleza basada en el cuidado, la sustentabilidad y el respeto.

Matías Allende, profesor del taller, nos cuenta que este curso especial para el hogar tiene un sentido práctico y simbólico a la vez. “La verdad es que tiene varios objetivos, el principal es aprender a hacer un huerto orgánico en términos generales. La idea es que los alumnos puedan hacerlo por sí mismos y lleven esta actividad en sus casas. El segundo objetivo tiene que ver con el carácter político del huerto, que de alguna manera tiene un aspecto revolucionario: poner en relieve lo orgánico, la producción artesanal versus la industrial, la capacidad de ser autónomos en lo que respecta a nuestra alimentación. Y además esta todo lo que tiene que ver con la tierra, las técnicas ancestrales y el carácter sagrado que tiene para muchas culturas”, destaca el encargado.

La iniciativa nace precisamente de la inquietud de Matías, quien desde muy joven desarrolló un interés por esta actividad milenaria. “Yo soy antropólogo de formación, entonces he tenido que salir siempre a terreno, especialmente al campo. Este estilo de vida me hizo recordar que, efectivamente, tengo un pasado campesino y que mis orígenes están ligados a eso. Además, siempre tuve una afinidad con las plantas y como soy vecino de La Barraca quise compartir esto con la comunidad”, explica sobre sus motivaciones para realizar el curso.

No es la primera vez que Matías se involucra en el trabajo comunitario, anteriormente había participado de la Junta de Vecinos de su barrio, llegando a ser vicepresidente de la organización.”Dentro de las actividades que realizamos estuvo un huerto comunitario que levantamos y el cual existe hasta hoy. En base a eso, quise proponerle este taller al centro cultural. Conté mi historia y me di cuenta que estaba dentro de los lineamientos y los objetivos de La Barraca, que es precisamente la idea del trabajo con la comunidad”, comenta en relación al taller que comenzó a impartir en agosto de este año.

Taller de Huerto Urbano: Sábados desde las 12:00 a 13:30